Ferias low cost

image

Asistir a una feria sin tener grandes presupuestos resulta frustrante para algunos. Sin embargo hay otros que se lo toman como un reto y se las arreglan para convertir sus 9 metros cuadrados en un lugar atractivo e incluso en toda una experiencia para los sentidos.

Me topé con el stand de la fotografía en Biofach 2013 (Nuremberg). Los materiales para esta pequeña obra de arte: una mesa y especias como pimienta, canela, clavo, romero, etc.  El resultado era que, a diferencia de los stands vecinos siempre tenía gente alrededor (vale, no necesariamente clientes potenciales, pero muchos contactos empiezan así). Además de verse bien, aquello tenía un segundo golpe de efecto que no se aprecia en la foto: un delicioso aroma que sólo podía dejar sensaciones positivas alrededor de esta empresa.

Definitivamente la imaginación es la mejor arma de los negocios “low cost”… Y debería serlo también de los demás.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *